Operación Zendal: El despropósito a propósito

Desde que se declaró el estado de alarma y se dio luz verde a la Operación Balmis, las Fuerzas Armadas se están dejando literalmente la piel. Su disponibilidad es absoluta, su versatilidad extraordinaria y su espíritu de sacrificio admirable. Sin el primer esfuerzo – Balmis –  ha sido un éxito, el segundo, la Operación Zendal, apunta a convertirse en un verdadero despropósito.


Fuente: Defensa.com
Operación Zendal: El despropósito a propósito

A %d blogueros les gusta esto: