La llegada de los S-80 obliga a realizar obras en la Escuela de Submarinos de Cartagena

La Armada y su Arma Submarina llevan años esperando la entrada en servicio de los submarinos de la clase S-80 que vendrán a sustituir a los S-70, de los que ya sólo quedan dos tras la baja del ‘Mistral’ el pasado mes de junio.

La epidemia de coronavirus paralizó la actividad en los astilleros de Navantia en Cartagena, lo que ha obligado a retrasar la puesta a flote del primer submarino S-80, el ‘Isaac Peral’ (S-81), de octubre de 2020 a marzo de 2021.

Mientras tanto, la Armada acomete algunas obras en la base naval de Cartagena que tienen su origen precisamente en la próxima llegada del primer submarino de la clase S-80 y en los posteriores que se irán construyendo en los próximos años.

La Intendencia de Cartagena ha puesto en marcha un contrato de “trabajos de albañilería” por 217.825 euros que tiene por objeto la “Adecuación del edificio ‘Cosme García’ de la Escuela de Submarinos”.

En la documentación del contrato se indica que “debido a la necesidad de adaptar las actuales instalaciones a la llegada del S-80, se considera necesaria la actuación sobre la misma. El actual edificio no dispone de todas las capacidades para dar un correcto servicio para las actividades que se quieren realizar en su interior. Con el presente proyecto será solucionada la actual problemática. Lo que supone la mejora de la actividad que en ellos se desarrolla y evitar los actuales problemas para el acceso”.

Fuentes del Cuartel General de la Armada explican a ECD que estas obras son necesarias para “adaptar, ampliar y mejorar las actuales instalaciones del Edificio ‘Cosme García’, de simuladores, de la Escuela de Submarinos”. Con ello se permitirá “la formación de los submarinistas de cara a la entrada en servicio de los S-80”.

En este edificio de la Escuela de Submarinos de Cartagena ya se encuentran los simuladores táctico (SIMTAC) y de plataforma (SIMPLA) del S-80.

Pero el edificio “no dispone de todas las capacidades y funcionalidades para dar un correcto servicio a las actividades de formación que se quieren realizar en su interior”, y por eso se van a hacer obras, que según los pliegos van destinadas a satisfacer necesidades como:

– Demolición de tabiques en su actual distribución.

– Acondicionamiento y adecuación de la instalación eléctrica y luminotécnica al nuevo REBT.

– Instalación de un nuevo sistema de climatización que se adapte a las exigencias del RITE.

– Instalación nuevo pavimento.

– Traslado Osmotizador a los espacios del S-70.

– Construcción de un depósito de prácticas acuáticas.

En resumen, en la Armada explican que los trabajos de reforma incluyen, además de esos puntos, la modernización de las instalaciones del Tanque de Escape para adaptarlas a los equipos de escape de los submarinos S-80 (cofferdam).

También se va a instalar una Sala 3D, que permitirá que los militares de la Armada destinados en los submarinos reciban formación virtual con gafas 3D. También se colocarán nuevos simuladores de navegación NAVANTIS para adiestrarse en las características específicas de los nuevos S-80.
Fuente: elconfidencialdigital.com
La llegada de los S-80 obliga a realizar obras en la Escuela de Submarinos de Cartagena

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: