El veto a Arabia Saudí pone en peligro contratos millonarios de la industria armamentística española

“Es una maniobra muy arriesgada por parte del Gobierno de Sánchez. Sienta un precedente peligroso” aseguran a ECD fuentes bien posicionadas en la industria armamentística española. “No tiene ninguna lógica” concluyen.

El Ministerio de Defensa, por decisión de Moncloa, ha vetado la venta de 400 bombas a Arabia Saudí ante el temor de que pudiesen ser utilizadas en el conflicto que enfrenta al país arábigo con la vecina Yemen.

La medida, adelantada por la Cadena SER, supone dejar sin efecto un contrato firmado en 2015 con la aprobación del entonces ministro, Pedro Morenés. La empresa suministradora, según fuentes del sector consultadas por ECD, sería la alavesa Expal, filial de la corporación MAXAM.

La cancelación del contrato conlleva la devolución de 9,2 millones de euros que el gobierno de Riad ya había pagado a España. Las bombas se encuentran almacenadas en un arsenal militar español, una “práctica muy habitual” cuando Arabia Saudí adquiere armas a un país extranjero.

Inquietud entre las empresas de armas

La información, de la que al parecer había ciertos rumores desde hace tiempo en el sector armamentístico, ha sido recibida con mucha “inquietud” entre las empresas que producen y venden armas en el extranjero.

Fuentes de una importante firma de suministro de armamento y munición explican a ECD que la decisión “ha puesto en alerta a muchas empresas que tienen contratos o negociaciones con Arabia Saudí”.

‘Conmigo o contra mí’

“Arabia Saudí es posiblemente el país donde más complejo es hacer negocios, junto con el resto de monarquías del Golfo Pérsico. Es muy difícil ganarse su confianza y muy fácil perderla. Además, suelen ser bastante mal tomados ante un mal gesto. Son de la filosofía del o conmigo o contra mí” explican estas voces.

Admiten estas voces, con experiencia en la negociación en Arabia Saudí, que “la industria española ha jugado muchos años la carta del rey Juan Carlos (amigo personal de la familia real saudí). Pero eso no dura para siempre”. Cabe recordar que el pasado mes de abril, el rey emérito realizó una visita privada al país árabe, invitado por Mohamed Bin Salman, ministro de defensa y príncipe heredero de la dinastía.

“Es posible que la cancelación del contrato se haya llevado con mucho tacto por parte del Gobierno. Y eso sería lo esperado, que hayan negociado previamente una salida honrosa a todas las partes. Pero en caso de tratarse de una decisión unilateral seguramente habrá sentado mal. No es nada descabellado pensar que pueda haber represalias de tipo comercial” admiten las fuentes consultadas por ECD.

Corbetas y Eurofighters

En el sector se ha comenzado a hablar de dos contratos concretos que podrían ser objeto de revisión por parte de Riad en caso de que, efectivamente, el monarquía saudí quiera ‘responder’ de forma alguna al veto español. Se trata de la venta de corbetas de Navantia y la venta de 48 cazabombarderos Eurofighter a la Real Fuerza Aérea saudí

Sobre el primero de los contratos, el de corbetas, el negocio quedó sellado el pasado mes de julio. Se trata del mayor contrato de la historia de Navantia con un cliente extranjero. Asciende a 1.800 millones y su firma supondrá la construcción de cinco buques.

Un contrato que se ha considerado “clave” en Navantia para asegurar la carga de trabajo en los astilleros de Cádiz, Ferrol y Cartagena, así como para decenas de empresas auxiliares. Pese a que la venta está cerrada, fuentes internas de los astilleros reconocen que la noticia del veto a Arabia Saudí “ha encendido algunas alarmas”.

“Al final no pasará nada y todo seguirá tal cual lo esperado. El contrato está firmado y en principio no se puede cancelar, pero no vamos a negar que una represalia saudí generaría tensión entre la plantilla” afirman estas voces.

En cuanto a los Eurofighters, Arabia Saudí ha firmado este mismo año con la británica BAE la adquisición de 48 cazas. España participa en este contrato de forma directa, ya que la factoría de Airbus DS en Getafe fabrica el ala derecha de todas las aeronaves de este modelo, así como una parte del ala izquierda y el morro del avión.
Fuente: elconfidencialdigital.com
El veto a Arabia Saudí pone en peligro contratos millonarios de la industria armamentística española

A %d blogueros les gusta esto: